Post

Ensalada tailandesa

Receta rápida y deliciosa


Colorida, crujiente, refrescante, rápida y deliciosa; así es esta sencilla ensalada inspirada en la cocina tailandesa cuya toque final la pone el imprescindible aliño cremoso. Quizá tardes un poco más de diez minutos si no tienes procesador de alimentos y te falta algo de práctica con el cuchillo, pero en menos de media hora puedes tener la cena o guarnición lista.

La autora incluye esta ensalada en su libro Healthier together (Más sanos juntos), de recetas saludables para parejas. Por las cantidades sin duda es perfecta para compartir como plato único entre dos, aunque también pueden alargarse las raciones a tres o cuatro comensales si incluimos la ensalada en un menú más completo, como primer plato o acompañamiento.

El toque tailandés lo encontramos en la presencia crujiente de todos los vegetales, crudos, sin la presencia de los típicos tomate y lechuga y con el imprescindible cilantro. Pero la gracia está realmente en ese aliño en el que destaca la cremosidad de la mantequilla de maní, el toque cítrico de la lima y ligero contraste con elementos picantes y más dulzones.

Si tienes que prescindir de algún ingrediente, por ejemplo usando limón, aceite de oliva o girasol o eliminando el jengibre de la ecuación, te animamos igualmente a probar esta sabrosísima ensalada.

Ingredientes:

Zanahoria 2

Pimiento rojo mediano 1

Cebollín verde (tallos) 3

Col lombarda (aproximadamente 1/3) 250 g

Cacahuetes u otro fruto seco, tostados 50 g

Cilantro fresco 1 buen manojo

Jengibre fresco 1 trocito pelado y rallado fino

Diente de ajo pelado y rallado fino 1

Lima 1

Salsa de soja baja en sal (preferiblemente) 30 ml

Mantequilla de maní natural o de almendra 60 ml

Aceite de sésamo o de otra semilla 15 ml

Miel o sirope de ágave o arce 15 ml

Cayena al gusto

Preparación:

Lavar y secar las verduras. Pelar las zanahorias ligeramente si se desea con un pelaverduras. Desechar los extremos de ellas y del pimiento, y retirar los filamentos y semillas de este. Picar todo en trozos irregulares, no muy grandes, en un procesador de alimentos o picadora, o hacerlo a cuchillo.

Lavar y secar a conciencia el cilantro y picar bien a cuchillo, incluyendo los tallos, que son muy aromáticos. Picar también un puñado de cacahuetes groseramente -se pueden tostar previamente en una sartén sin aceite, si los tenemos crudos-. Mezclar todos los ingredientes.

Preparar el aliño simplemente batiendo todo en una cazuela o dentro de un tarro cerrado, agitándolo bien, hasta tener una mezcla cremosa y sin grumos. Probar y ajustar los sabores al gusto, rebajándolo con agua si estuviera demasiado espeso o intenso. Repartir la ensalada en platos, aliñar ligeramente y servir con el resto de la salsa aparte.

Por sí sola esta ensalada tailandesa rápida es una cena ligera pero saciante más que digna, pero podemos acompañarla también de alguna proteína como tofu o pollo salteado, sobras de pollo asado, pescado a la plancha o en conserva, o una tortilla francesa. Con arroz  haría una mezcla estupenda también para tomar en frío, o unos fideos noodles de huevo o de arroz.

Fuente: Liliana Fuchs / Directo al Paladar


carabobo.net

carabobo.net

Tambien podes mirar

Gastronomia

LA AREPA VENEZOLANA

Gastronomia

Ensalada César venezolana

Gastronomia

Día Mundial de la Arepa

Gastronomia

Donas Caseras