Post

Capuchino de calabaza y leche de coco

Receta para la cena rápida


Me encantan los trampantojos ya que introducen un toque divertido a la cocina. Por eso he preparado este falso capuchino de calabaza y leche de coco, una crema ligera perfecta para entonar el cuerpo a la hora de la cena, que hemos presentado como si fuera un café.

La receta no puede ser más sencilla, como ahora conocerás, y puedes tenerla lista en menos de treinta minutos. Reconocerán que una bandeja con estas dos tacitas bien calientes, les resultarían irresistible para cenar. Hay veces que no cuesta nada tener un detalle y por eso, ahora les cuento cómo pueden  preparar estos capuchinos de crema de verduras para la cena de esta misma noche.

Además, una vez domines la técnica de elaboración la puedes replicar con otras recetas como la crema de hongos casera, aprovechando que están también de temporada, o hacer los falsos capuchinos con una crema de calabacín con cebolla caramelizada y manzana o con una crema de tomate, zanahoria y jengibre, si les apetece. Todas esas cremas quedarán superapetecibles con un copete de espuma de leche de coco por encima.

Ingredientes:

Calabaza o auyama 500 g

Leche de coco 250 ml

Nuez moscada molida una pizca para decorar

Sal al gusto

Preparación:

Cortamos la calabaza en tacos para que se cocine más rápido y la cocemos en agua abundante con un poco de sal. Cuando la calabaza esté tierna, la escurrimos y añadimos 150 ml de leche de coco, procediendo a triturarla a continuación.

Dedicamos unos minutos a triturar la crema de calabaza con la batidora de mano para ir introduciendo aire en la preparación y que así nos quede con textura esponjosa. Así sujetará bien la capa de leche de coco montada que vamos a preparar para cubrir la crema.

Con las varillas, montamos ligeramente la leche de coco restante y la colocamos con cuidado sobre la crema de calabaza utilizando una cucharilla. Una vez cubiertas las dos tazas con la espuma que simula el capuchino, las ponemos en una bandeja y las servimos bien calientes.

Para incrementar el efecto trampantojo, espolvoreamos los capuchinos de calabaza con un poco de nuez moscada, que da un contraste estupendo a esta receta que nos sentará muy bien en las noches otoñales.

Si quieres continuar la cena con otro plato, les propongo una ensalada con toque oriental. Así puedes empezar con los capuchinos de calabaza y leche de coco y terminar con una ensalada balinesa de pollo y así quedaras bien satisfecho con un menú ligero y saludable.

Fuente: Pakus / Directo al Paladar


carabobo.net

carabobo.net

Tambien podes mirar

Gastronomia

LA AREPA VENEZOLANA

Gastronomia

Ensalada César venezolana

Gastronomia

Día Mundial de la Arepa

Gastronomia

Donas Caseras