Post

Los “Bichones Malteses”

Mascotas que forman parte de tu núcleo familiar


Tener un perro es algo más que tener una preciosa bolita de pelo corriendo por la casa. Tener un perro requiere compromiso y responsabilidad, además de un desembolso de dinero que hay que estar dispuesto a asumir. Una de las razas de pero que más se adapta al calor del hogar, son los  “Bichones Malteses”, que son perros cariñosos y tranquilos. Les encanta compartir su tiempo en familia mientras alguien le acaricia, pero también tiene su lado juguetón que no dudará en mostrarlo con los peques de la casa.

El Bichón Maltés destaca por su pequeño tamaño y sobre todo su precioso manto blanco y sedoso. Aunque más allá de su aspecto, es el carácter de este perro lo que lo hace tan encantador. Es la raza perfecta para convivir con otras mascotas, adaptándose con rapidez a los nuevos visitantes ya sean otros perros o incluso gatos. También destaca por ser un cachorro durante toda su vida. Siempre se muestra alegre y dispuesto a seguir el juego a los más pequeños de la casa.

También, tienen gran capacidad para convivir con otras mascotas, incluso en espacios reducidos, por lo que resultan ideales para pisos y apartamentos. Como buenos perros falderos, elegirá a una persona de la casa y jamas se separará de ella. Y al contrario de lo que se pueda pensar, es un perro que, si no está consentido, tiene gran capacidad para aprender habilidades y obedecer órdenes aprendidas. El Bichón Maltés es un perro que no requiere mucho ejercicio, de hecho los paseos pueden concentrarse en lo que tarde en hacer sus necesidades, sin embargo sí se recomienda dedicarle cada día su momento de juego para que se ejercite y disfrute activamente de la familia.

Cabe destacar, que desde que se creó esta raza, el entorno natural del Bichón Maltés siempre ha sido el hogar y la familia. Es un perro tranquilo que le encanta disfrutar del placer de la caricia y la compañía de sus seres queridos. Aunque también es un entusiasta de los niños, con los que sin dudarlo pasará jugando largas tardes sin mostrar un mal gesto. También son perros muy respetuosos con otros animales, por lo que incluir un Bichón Maltés en el hogar está destinado a ser un éxito.

Es importante saber que, un perro que tiene gran capacidad de adaptación, por lo que puede vivir perfectamente en la ciudad en un apartamento pequeño. Para él lo importante es estar con su familia, a la cual adora e idolatra por encima de todas las cosas. Si puede disfrutar de sus seres queridos, pasar tiempo con ellos y disfrutar de sus mimos, lo demás no importa en absoluto. Aunque para él, su hogar es su templo, como cualquier otro perro el Bichón Maltés adora los paseos. Poder pasear al lado de su amado dueño y conocer descubrir nuevos olores y amigos con los que jugar es uno de sus grandes placeres. Le es suficiente con 2 paseos al día, aunque le encantará poder salir más veces aunque sea a acompañar a su familia de compras o al partido de futbol del colegio.

Por ende, es un perro paciente, que es capaz de alcanzar una gran comprensión con su dueño, por lo que no dudará en disminuir su acelerado paso si ve que la persona que le pasea va a un ritmo más pausado, como suele pasar con las personas mayores. Aunque si el que le pasea es uno de los pequeños, comenzará a correr sin pensárselo dos veces. Al Bichón Maltés le encanta hacer feliz a su familia.

En efecto, el bichón Maltés es un perro muy despierto a la hora de aprender adiestramiento si encontramos un buen motivador que le anime a superarse. Cuenta con una gran ventaja que es su afán por agradar a su dueño, por lo que teniendo esto como referencia, podremos enseñarle muchos trucos y obediencia. En el veterinario, el Bichón Maltés suele presentar los problemas típicos de los perros pequeños, que es una boca con tendencia a generar sarro y una piel delicada que hay que tratar con cuidado. Al ser de pelo blanco, su piel rosácea puede quemarse con el sol, por lo que no hay que raparlo, o sufrir mucho si el cepillado se le hace brusco.

Por eso, en la peluquería canina se le debe tratar con cosméticos de alta calidad que respeten su piel. Se le debe cepillar diariamente para evitar nudos y oxigenar su piel, aunque si se quiere aligerar esta tarea, se le puede pedir al peluquero que le realice un corte al estilo cachorro.

Tan solo cuando adoptas a un cachorro debes:

Vacunarlo: as vacunas serán, cada mes, tres o seis meses. El veterinario te hará saber cuáles necesita tu mascota. Cada una conlleva el gasto de la vacuna y de la consulta médica.

Tener su identificación personal: tu perro necesitará una identificación tipo cédula o DNI. Esto también es algo obligatorio y es independiente de su cartilla de vacunación.

Aguantar sus travesuras mientras crece: orinaren la casa, caquitas por todos lados, zapatos rotos, cremalleras dañadas y un sinfín de travesuras serán las que tendrás que aguantar mientras tu amiguito sea un cachorro. Forma parte de su crecimiento, piensa que es como un bebé y necesitará de tus cuidados y de tu paciencia para enseñarle, requerirá esfuerzo.

No podrás ir de viaje a no ser que sea junto con tu mascota o dejándola en un lugar donde esté bien atendida.

Debes entender, que no todo son obligaciones y cosas que quizá puedan parecer pesadas. Tener un perro es una alegría constante, es tener un amigo para toda la vida, al menos para la suya, alguien con quien contar siempre. Ya no tendrás que ir solo al supermercado o a pasear por la playa e incluso en algunos lugares, ya no tendrás que ir solo en metro. Tendrás un amigo que te acompañe.



Hermilys Fontanive

Hermilys Fontanive

Licenciada en Comunicación Social, mención Publicidad y Relaciones Públicas. Locutora. Asesor(a) en Investigación. Presidente de la Fundación Deportiva y Educativa Somos Más para la Formación y Capacitación (Fundesforca) en Venezuela.

Tambien podes mirar

Nacional

LA INMORTAL CARACAS AÚN RECORDADA EN SU ANIVERSARIO 452

Nacional

09 de agosto Día Internacional de los Pueblos Indígenas

Nacional

Las Guacamayas en Venezuela

Nacional

Adquirir una postura correcta al sentarse