Post

Malestar en la lactancia

Recomendaciones para sentirse bien


El embarazo  es una de las mejores etapas de la mujer, se siente maravilloso al sentir que dentro de ti hay un ser vivo y que forma parte del amor, durante todo ese proceso piensas en cómo será el amamantar a ese bebé y genera inquietud. Todo lo que se espera es ver a esa pequeña carita y sentir la cercanía entre la madre y el bebé.

Así que, naturalmente cuando llega el momento de amamantar la emoción arropa los sentimientos y aunque los pezones estén adoloridos y agrietados por ese primer encuentro alimenticio pero muy sentimental entre mamá y bebé; al venir la leche, los pechos de la madre están hinchados y con dolor. La leche no puede salir cuando la necesita y le puede parecer que le sale sin control cuando usted menos desea que eso suceda.

Por consiguiente, muchas madres dejan de amamantar por la frustración que sienten, tomando en cuenta que el dolor de los pezones es causado más frecuentemente porque el bebé se prende incorrectamente al pezón. Y al referirse al dolor en la parte carnosa del pecho, es más a menudo causado al congestionarse el pecho con leche cuando esta baja por primera vez. Esa condición también puede hacer que los pechos se sientan doloridos entre lactancias.


Es por ello, que a continuación se da a conocer un tratamiento para aliviar o eliminar las infecciones y molestias de los pechos, dando a conocer que los pezones agrietados y sangrados que resultan en los primeros días de lactancia, la pueden dejar vulnerable a una infección del pecho a lo que se le conoce como mastitis, la cual puede ser muy dolorosa.

En tal sentido, es importante hacer lo siguiente y así evitar una infección ya que la misma se puede quitar solo con antibiótico, toma nota y evitaras molestias:

Continúe dando de mamar: empiece siempre con el pecho infectado, esto ayudara a sacar la infección y no le hace daño al bebé. “La leche no está infectada en absoluto, es el área alrededor del contacto lácteo lo que está infectado”.

Antes de dar de mamar, póngase una compresa caliente en el pecho: use una toalla tibia cubierta con una bolsa plástica para mantener el calor. “Luego de un masaje sobre el pecho empezando  en la parte carnosa y llegando hasta el pezón, concentrándose especialmente esa parte dolorida”.

Todo ello para evitar las infecciones, es importante recordar que la leche está sana y el bebé no saldrá afectado. Evita que el miedo te abrume y que eso sea consecuencia para dejar de amamantar, no olvides que es una de las mejores etapas y momentos de ser madre.


Hermilys Fontanive

Hermilys Fontanive

Licenciada en Comunicación Social, mención Publicidad y Relaciones Públicas. Locutora. Asesor(a) en Investigación. Presidente de la Fundación Deportiva y Educativa Somos Más para la Formación y Capacitación (Fundesforca) en Venezuela.

Tambien podes mirar

Nacional

LA INMORTAL CARACAS AÚN RECORDADA EN SU ANIVERSARIO 452

Nacional

09 de agosto Día Internacional de los Pueblos Indígenas

Nacional

Las Guacamayas en Venezuela

Nacional

Adquirir una postura correcta al sentarse